Konexión Alzheimer
Anquilosamiento en personas con Alzheimer

27/06/2023

Anquilosamiento en personas con Alzheimer

Alzheimer

El Alzheimer es una enfermedad neurodegenerativa, que en un porcentaje muy elevado de casos, va muy ligada a la edad. La prevalencia del Alzheimer en personas mayores de 65 es muy elevada, y aumenta a medida que también aumenta la edad.

Por eso, es habitual que, además de los problemas que genera el deterioro cognitivo y todo lo que está relacionado con este deterioro, también se sumen algunas complicaciones características de la edad.

En el aspecto físico, las personas mayores pueden ir teniendo cada vez más dificultades para moverse con agilidad, o para realizar algunos movimientos. Cuando la movilidad de una articulación se ve reducida, ya sea por el propio deterioro o por alguna inflamación, infección o desgaste, le llamamos anquilosamiento. Hoy hablaremos sobre este tipo de problemas físicos en personas con Alzheimer, y sobre cómo podemos ayudar a prevenirlo.

Qué es el anquilosamiento y por qué afecta a las personas con Alheimer

El anquilosamiento es la pérdida de movilidad o falta de flexibilidad en una articulación normalmente móvil, como hemos comentado en el párrafo anterior, y que puede deberse a varias razones:

  • Edad avanzada: las personas, a medida que vamos haciéndonos mayores, vamos perdiendo elasticidad en el tejido articular, pudiendo causar anquilosamiento.
  • Enfermedades crónicas: Como la artritis reumatoide, o la osteoartritis, que causan inflamación en las articulaciones y daño en los tejidos articulares.
  • Obesidad: Tener un peso superior al recomendado puede dañar las articulaciones, y causar rigidez por el desgaste de estas.
  • Vida sedentaria o falta de actividad física: Llevar una vida sedentaria o mantener brazos o piernas en una misma posición con frecuencia, también puede provocar rigidez articular.
  • Lesiones o intervenciones previas: Fracturas, esguinces, u otro tipo de lesión o de intervención en zonas como estas, pueden limitar el rango de movimiento y, por lo tanto, aumentar el riesgo de anquilosamiento en el futuro.

Las personas con Alzheimer pueden tener más propensión a padecer anquilosamiento en alguna de sus articulaciones, por diversos motivos. Además del primero que hemos visto en la lista anterior, que es el propio envejecimiento, también es probable que por el mismo envejecimiento, o por dificultades motrices causadas por el avance de la enfermedad de Alzheimer, tengan una movilidad más reducida.

Si a la edad avanzada le sumamos la falta de actividad, y el pasar mucho rato sentados o estirados, el riesgo es todavía mayor.

Cómo prevenir el anquilosamiento

El anquilosamiento puede suponer un empeoramiento en la calidad de vida de las personas con Alzheimer, ya que puede causar dolor o malestar, haciendo que algunas situaciones sean más complejas de llevar a cabo.

Ante todo, es importante consultar con un especialista para que evalúe la situación, y valore tanto el estado físico del paciente como las posibilidades en cuanto al tratamiento que se puede llevar a cabo.

Con el objetivo de evitar complicaciones mayores, o más pérdida de elasticidad y fuerza que empeore su calidad de vida, es importante planificar algunos ejercicios o actividades para que la persona con Alzheimer se mantenga activa y retrase, lo más posible, cualquier problema físico.

  • La terapia ocupacional, de la que hemos hablado anteriormente en Konexion Alzheimer, es una buena herramienta tanto para mantener físicamente activa a la persona con alzheimer, como para trabajar algunos aspectos que puedan retrasar el deterioro cognitivo.
  • La terapia física, como por ejemplo los ejercicios pasivos ROM (rango de movimiento o range of motion por sus siglas en inglés), es otra alternativa para trabajar la salud de las articulaciones, con la colaboración de un familiar o cuidador que ayude a hacer los movimientos.
  • Adaptar el entorno para evitar accidente o para no dificultar la movilidad de la persona con Alzheimer, también puede contribuir a que se sienta más segura y, por lo tanto, predispuesta a desplazarse, moverse, e interactuar en el espacio en el que se encuentre.
  • Continuar con el trabajo de estimulación cognitiva siempre es importante. Es positivo que la persona con Alzheimer esté activa tanto física como psicológicamente, ya que cada uno de estos aspectos tiene influencia en el otro.

Por supuesto, hay que tener en cuenta el estado en el que se encuentre cada persona. Si hay dolor o malestar a la hora de realizar algún ejercicio o actividad, lo primero siempre será asegurar su bienestar y no forzar, ya que podría ser peor el resultado. En caso de que el dolor continuara, o de que no fuéramos capaces de mantener físicamente activa a la persona, acudir a un especialista para encontrar alguna alternativa.

En Konexion Alzheimer ponemos a disposición de los usuarios información útil sobre el Alzheimer, así como materiales descargables para trabajar la estimulación cognitiva, y recursos de interés con los que conocer más sobre la enfermedad, opciones de tratamiento, y guías con las que ampliar conocimientos.

Contenidos relacionados

Libros para aprender a gestionar el estrés del cuidador
Ver

Libros para aprender a gestionar el estrés del cuidador

27/07/2023

El síndrome del cuidador, o estrés del cuidador, es un estado de agotamiento físico y mental al que algunas personas…

¿Puede la musicoterapia ayudar a las personas con demencia?
Ver

¿Puede la musicoterapia ayudar a las personas con demencia?

23/03/2023

El Alzheimer, y algunos tipos de demencia, son enfermedades neurodegenerativas que avanzan con el paso del tiempo, y que no…

Familia y amigos ¿Cómo crear tu red de apoyo?
Ver

Familia y amigos ¿Cómo crear tu red de apoyo?

09/05/2022

La enfermedad de Alzheimer supone un gran desgaste para el entorno de la persona que la padece. El esfuerzo que…

Día mundial de las personas mayores 2022
Ver

Día mundial de las personas mayores 2022

01/10/2022

Cada 1 de octubre se celebra el día mundial de las personas mayores o personas de edad. El principal objetivo…

Lo más leído

Descargas