Konexión Alzheimer
Beneficios de una buena alimentación en personas con Alzheimer

29/06/2021

Beneficios de una buena alimentación en personas con Alzheimer

Consejos para familiares y cuidadores

Una correcta alimentación, supone en muchos casos, prevenir o evitar complicaciones de enfermedades asociadas a la edad como la Hipertensión arterial o la diabetes. Además, se reduce el riesgo de infecciones relacionado con el estado del sistema inmunitario, y la persona con Alzheimer se sentirá con más vitalidad y energía. En definitiva, una buena alimentación se relaciona directamente con una mejor calidad de vida.

Hoy te explicamos como debe ser una dieta equilibrada, las características de la dieta mediterránea y sus beneficios, y las precauciones que debemos de tener en cuenta en la alimentación de las personas con Alzheimer u otras demencias.

La dieta equilibrada en personas mayores

Como norma general, para que la dieta de una persona de más de 65 años se considere equilibrada, debe cumplir con los siguientes criterios:

  • Hidratos de carbono: También se conocen como carbohidratos o glúcidos, y deben aportar el 50-60% de las calorías totales de nuestra dieta diaria. Esto significa que deben ser la base de nuestra alimentación, ya que aportan el combustible que el organismo necesita para la actividad del día a día. Los carbohidratos los encontramos en los cereales y sus derivados (harinas, pan, etc.), en las legumbres y en frutas y verduras.
  • Grasas o lípidos: Son muy importantes en nuestra dieta, ya que nuestro organismo los necesita para una gran variedad de funciones. Deben aportar el 20-30% de las calorías ingeridas totales, pero debemos tener en cuenta que un gramo de lípidos aporta más del doble de calorías que un gramo de carbohidratos o de proteínas. Por lo tanto, debemos tener mucho cuidado con las cantidades. Las grasas o lípidos se encuentran en el aceite, la mantequilla, en los alimentos de origen animal y en los frutos secos. Hay distintos tipos de lípidos, debemos priorizar los procedentes del aceite de oliva virgen, del pescado y los frutos secos, y evitar abusar de la mantequilla, la margarina, las carnes rojas y en especial, de las grasas procedentes de alimentos ultra procesados.
  • Proteínas: Su consumo debe aportar alrededor de un 15% de las calorías totales, y las encontraremos en gran cantidad en la carne, el pescado, los lácteos y el huevo. También los alimentos de origen vegetal (verduras, cereales y legumbres) aportan proteínas, aunque estas suelen denominarse “incompletas”, al no contener todos los aminoácidos esenciales (aquellos que el organismo no puede sintetizar). Combinando distintos tipos de alimentos vegetales, sin embargo, obtenemos todos los aminoácidos necesarios para formar proteínas de “alto valor biológico”, como las procedentes de los alimentos de origen animal. Combinar cereales con legumbres es una excelente opción para conseguir este propósito.
  • Micronutrientes: Son las vitaminas y los minerales, y aunque no tengan un aporte calórico, son esenciales para el correcto funcionamiento de nuestro organismo. Si comemos de manera regular frutas y verduras variadas, huevo, pescado y legumbres, raramente tendremos déficit de vitaminas o minerales.

Características de la dieta mediterránea

La dieta mediterránea, es una excelente opción de alimentación para cualquier persona, ya que incluye una gran variedad de alimentos y todos los nutrientes que nuestro organismo necesita. La dieta mediterránea se caracteriza por su variedad, y es reconocida por su importante papel en la prevención de algunas enfermedades asociadas a la edad avanzada, como son los trastornos cardiovasculares o la diabetes.

Otras características de la dieta mediterránea son las siguientes:

  • Abundancia y variedad de alimentos de origen vegetal.
  • Más carne que pescado: El pescado es rico en grasas poliinsaturadas, que son más “ligeras” que las de la carne, evitando así la acumulación de estas en venas y arterias, contribuyendo a una mejor circulación sanguínea.
  • Preferencia por los productos de temporada.
  • Uso de especies y hierbas aromáticas como el laurel, el tomillo o el romero.
  • Ingesta diaria distribuida en tres, cuatro o cinco comidas al día.
  • El desayuno debe ser variado, e incluir cereales, fruta y lácteos o algún alimento rico en proteínas.
  • Prioriza los cereales integrales y evita el abuso de harinas refinadas
  • Evita los azúcares añadidos.

Consideraciones sobre alimentación en personas con Alzheimer

Las personas con Enfermedad de Alzheimer suelen tener dificultades para recordar si han comido o no, y dependiendo de la fase de la enfermedad en la que se encuentran, pueden tener problemas al tragar o sufrir deshidratación por falta de líquidos. Por lo tanto, el papel del cuidador o acompañante es esencial para supervisar su alimentación y organizar la dieta.

Generalmente, las personas con Alzheimer no suelen tener un gran consumo energético en su día a día, por lo que sus requerimientos calóricos no son muy elevados. Las cantidades de comida deben ser moderadas, y mantener las proporciones que hemos explicado anteriormente en cuanto a nutrientes. Entre las principales recomendaciones hay que tener muy en cuenta las siguientes:

  • Comer frutas y verduras diariamente.
  • Beber 1,5 litros de líquidos al día, durante los meses más calurosos aumentar la ingesta.
  • Comer pescado azul unas tres veces por semana.
  • Evitar cocinar fritos y rebozados. Mejor cocinar al vapor, a la plancha o al horno.
  • Comer en un ambiente tranquilo y procurar establecer una rutina en cuanto a horario y lugar.
  • Si la persona con Alzheimer no quiere comer, concentrar todos los nutrientes en un solo plato
  • Evitar las bebidas alcohólicas.
  • Vigilar especialmente con la temperatura de los alimentos. Servir las comidas templadas. Recuerda que los alimentos fríos facilitan la deglución.
  • Triturar la comida si la persona tiene problemas para masticar o tragar.

No olvides consultar con tu médico o especialista de referencia ante cualquier duda que se te presente, o visita nuestra sección ¿CÓMO PODEMOS AYUDARTE? Para recibir información de interés y utilidad para ti y para tu familia.

Puedes descargar esta información en un PDF clicando en el siguiente botón. Te será muy útil tenerla a mano.

Palabras clave

Contenidos relacionados

Beneficios del pescado azul en personas con riesgo de desarrollar el Alzheimer
Ver

Beneficios del pescado azul en personas con riesgo de desarrollar el Alzheimer

01/03/2022

Un reciente estudio sobre los posibles beneficios de la ingesta de ácidos grasos omega-3, realizado en personas con mayor riesgo…

Hábitos saludables para prevenir la demencia: Evidencias científicas
Ver

Hábitos saludables para prevenir la demencia: Evidencias científicas

21/02/2022

Cada año se diagnostican 10 millones de nuevos casos de demencia. Las últimas previsiones hacen temer que la cifra de…

Lo más leído

Descargas